jueves, octubre 19, 2017

La necesidad del cambio de mirada

Como vemos el mundo cuando vamos por ahí, nos parece que eso que vemos es lo que es; no nos hacemos siquiera la pregunta de si pudiera verse de otra manera. Y decimos que vemos "la realidad".

Venimos mirando y viendo la realidad de una forma, que consiste en ver la naturaleza como un recurso de donde podemos extraer riqueza para nuestro beneficio.
La naturaleza aparece como algo inerte, ajeno a nosotros, formado por partes y piezas, no muy relacionadas entre si.

Descartes, el racionalismo, la ciencia y la tecnología, si no se puede medir no existe, son el origen de como vemos "la realidad". Y ello nos ha permitido salir de la etapa anterior, donde los poderes religiosos nos tenían tomada el alma, el pensamiento y la voluntad.
Y dimos un salto cuántico de desarrollo, de modernización, de inventos increíbles.

Pero quedamos parados chuecos, con el planeta estropeado y la distribución de la riqueza mal repartida. Por eso ahora toca otro cambio, tan potente como el anterior, que nos permita ver "la realidad" de otra manera y nos permita avanzar nuevamente enderezando el rumbo.

La mirada que intuyo o que me hace más sentido y pienso que debiera tomarse el territorio, es la de ver la naturaleza como una ecología, con todas las partes y piezas en una intricada maraña de relaciones, donde el estado de cualquier parte afecta al resto.
Y lo más importante, nosotros, somos parte de esa ecología.
Por eso me gusta tanto la mirada que nos aportan los astronautas del Apollo 8, cuando re enfocan la cámara hacia la Tierra y por primera vez, podemos vernos a nosotros mismos, planeta incluido, como una unidad voladora que se desplaza por el espacio, quien sabe para donde.

Esa nueva mirada de nosotros como parte de una ecología, no puede ser vista en su real ... correcta dimensión (no se como decirlo), si seguimos mirando tal y como venimos haciéndolo. Algo tiene que cambiar en como vemos.
Y creo que ello requiere partir por abrir el corazón, a tanta cosa no medible, que tiene que ver con emociones, estados de ánimo, formas de comunicarnos distintas de las transferencia de datos en que nos hemos visto inmersos.

Necesitamos incluir en nuestra mirada todo lo que no ha sido posible de medir y que nos constituye. Necesitamos salir de nuestro individualismo y conectar con el otro, en profundidad y con el corazón abierto.
Necesitamos silenciar la mente dialogante, conectar con el silencio de la presencia presente, con el mindfulness. Y con todo lo que de ese vacío brota. Porque brotan muchas cosas, que surgen de la nada, de la intuición, de conexiones insondables que somos capaces de percibir, etc.
Necesitamos re descubrir la inteligencia del cuerpo
Necesitamos sentirnos parte de, afectados por, un nodo sensible de una red de interconexiones, parte de campos sociales, energéticos, biológicos, etc.

Necesitamos aprender a ver, a escuchar, a sentir y a conversar. Necesitamos avanzar en esos territorios de escasa posibilidad de hacer mediciones, que es donde está, creo, todo lo que nos hace falta para ir caminando por ahí y viendo completamente otra realidad.


Referencias:
El impacto del Apollo 8 en la mirada humana
Otto Scharmer y el caso de la relación médico pacientes en Alemania

sábado, octubre 14, 2017

MAT Espejo un sistema que levanta la confianza para la efectividad de los equipos

Está visitando Chile en estos días, el doctor en Ingeniería Gilles le Cardinal, fundador y presidente de la compañía Cooprex, con casa matriz en Francia.
Asistió como invitado especial a nuestro grupo de Desafío de humanidad, donde lo vimos desplegar su pasión y entusiasmo por sus materias, que tienen que ver en lo fundamental con profundizar la confianza en los equipos de trabajo a través de dinámicas de alta participación, donde se moviliza toda la inteligencia colectiva disponible.

Gilles le Cardinal
Las dificultades de acople y su propia aceleración en una traducción simultanea de su francés, me dejaron con una sensación de algo interesante que me faltaba capturar. Por eso, dos días después, partí al Instituto Francés en Santiago, donde dio una conferencia con una traductora profesional, que me permitieron capturar mucho mejor lo que Gilles nos traía.

Maestro de ceremonia en ambas partes, fue su coterraneo Nicolas Puech, joven que lidera la subsidiaria local y entiendo que latinoamericana.

Esta metodología de trabajo con equipos de trabajo en organizaciones, tiene un particular sello humanista, de seria preocupación por la persona dentro de las empresas, su bienestar, motivación y gravitante foco de participación.

Gilles antes fue un destacado programador, que derivó a esta área de ocupación, tocado por una experiencia de acompañamiento que le pidió Jean Vanier, por cuya influencia y esa experiencia, derivó a esta notable sistematización, que solo un buen analista de sistemas podría haber diseñado.

La verdad es que el ámbito de aplicación es bastante amplio, aceptando incluso situaciones de la máxima complejidad.
La situación estándar es la de un equipo de trabajo que enfrenta un proyecto y decide recurrir a su metodología que llama de MAT Espejo.

Nicolás Puech
El equipo al constituirse debe preocuparse de allegar todas las competencias y capacidades que serán necesarias. Tempranamente debe explicitar cual es la finalidad del proyecto y aquí ya parte integrando a un buen numero de actores, sino todos, para en forma consensuada, establecer esta finalidad, en no más de dos lineas de texto.

Hay un principio que vocifera Gilles, que es el de dejar el óptimo, por algo que satisfaga a todos. Ello ya da con más claridad la pista de su frecuencia valórica.

Después el equipo, en lo posible con todos adentro, conversa acerca de tres focos de interacción posible, como son los miedos, las atracciones del proyecto y las tentaciones que distintas personas pudieran tener. De aquí el nombre MAT, de Miedos, Atracciones y Tentaciones.
Cada uno en un acto de introspección y franqueza, dirá los propios miedos, atracciones y tentaciones.
Luego, todos dirán lo que piensan otros, sin especificarlos, pudieran tener de miedos, atracciones y tentaciones.

Todo esto desarrollado con una notable caja de herramientas de estupendo diseño, para hacer agradable, fácil y entretenida la dinámica.

Después, todos estos elementos de juicio MAT, se despliegan y comparten, y todos proceden a ponderar, de manera de sacar una gradualidad colectiva del impacto de cada uno de estos factores.

Después vamos, en actividades creativas y colectivas, diseñando precauciones para los miedos, en lo que llaman gestión de riesgos; estrategias y medios, para potenciar los objetivos o atracciones, en lo que llaman gestión de objetivos; y buenas prácticas, para lidiar con las tentaciones, en lo que llaman gestión de la ética.

Esto termina con la implementación de un Comité directivo, que dispone de un panel de control con todos los MAT bien organizados por áreas y una estructura de ejes y sub-ejes, donde las tareas, una a una, se distribuyen.

El resultado es un equipo con alto nivel de confianza, que coopera en el tiempo y aseguran será factor de los mejores resultados que se podrían obtener. Y con personas felices, de sentirse integrados, valorados y actores fundamentales para los objetivos acordados por todos.

Que puedo decir, me encantó esta implementación, que reúne los elementos de humanización, participación en ambientas de alta confianza, en un esquema que yo más veo como de lo que vaticino como la nueva economía, para cambios, innovación e incluso situaciones de conflicto.

jueves, octubre 12, 2017

La emociones y los estados de ánimo

Qué son ? Se pueden medir ? No, por eso nunca en la carrera de ingeniería nos las pasaron; jamás escuché nombrar en clases la palabra emoción.
A lo más, de que eran unas cosas que eran capaces de distorsionar, afectar a la razón, la gran diosa.

Hoy, entiendo que ya no es así. Fui a un curso de liderazgo hace un tiempo a la universidad Adolfo Ibañez, en donde varios lloraron. Alguien en un sketch al cierre preguntó, cuanto había que llorar para aprobar el curso.
Emociones a todo dar, en una escuela de Ingeniería Comercial en todo caso.

Las emociones nos predisponen a la acción. Unas emociones a unas acciones y otras emociones nos predisponen a otras acciones.
Hay acciones que no son posibles en ciertas emociones; por ejemplo, pedir aumento de sueldo en la emoción de la alegría.

Las emociones aparecieron en la evolución, porque para algo servían. Son útiles y no son ni buenas ni malas.
La rabia sirve para defender la dignidad, por ejemplo. Si no tenemos disponible esa emoción, la dignidad de seguro sufrirá daños.

Para ser creativo, un equipo de trabajo, debe buscar las emociones que favorecen ese tipo de acción. Un buen ejecutivo debiera ser un buen gestor de emociones, consciente de su presencia y del rol que juegan.

Siempre, previo a una decisión o una acción, hay una emoción. Las emociones son nuestro motor.

Las emociones son contagiosas.

Las emociones, según señala Susana Bloch, tienen su particular forma de respiración. En el video del link anterior, ella misma muestra esto.
Y señala que las emociones fundamentales son seis: el miedo, la rabia, la alegría, el erotismo, la ternura y la tristeza.

resolución
Las emociones llevan juicios respecto del posible futuro. Y se ven en la forma como las personas hablan.

Algo inesperado, desencadena emociones de inmediato. Y son pasajeras.

En cambio los estados de ánimo son emociones con las que nos quedamos pegados. Habitan en el trasfondo. Y uno ve el mundo desde la óptica que estos instalan.

Los estados de ánimo se pueden modificar re-interpretando aquello que lo ocasionó.

Siempre estamos en algún estado de ánimo. Ocurren en la relación con otros. Y es en esas interacciones donde nos develamos.

Hay dos estados de ánimo que tienen que ver con como lidiamos con las facticidades de la vida.
El resentimiento, no acepta algo injusto, que me causó un daño, allá en el pasado. La emoción que se instala es la rabia, la amargura.
En las empresas muchas veces el resentido aparece como un héroe, como diciendo, mira todo lo que me han hecho aquí y aquí sigo, firme.
Un trabajo de coaching efectivo con un resentido, lo ayuda a moverse al estado de ánimo de la paz.

Por otra parte, el resignado no acepta lo que si se puede cambiar. No ve posibilidades donde otros las ven.
En las empresas el resignado aparece como el sabio, el que sabe.
alegría
Un trabajo efectivo de coaching con un resignado, lo ayuda a moverse hacia el estado de ánimo de la ambición, la disposición emprendedora, la resolución; empieza a ver el mundo como lleno de posibilidades.

En las empresas, es más peligroso un resentido, que un resignado. Pero ambos estados de ánimo, son candidatos a buscar su extinción.

Otros estados de ánimo positivos, son la serenidad, el optimismo, la resolución, la alegría, la confianza.
Y otros estados de ánimo negativos, son el agobio, la desesperanza.

Tanto las emociones como los estados de ánimo son energías humanas, que afectan lo que hacemos y lo que emprendemos. Es importante conocerlas, saber detectarlas y en las empresas, gestionarlas. La publicidad las considera como algo muy importante en sus creaciones, como estas afectarán las emociones de sus audiencias.

Una estupenda forma de modular emociones, es la música. Y muchas, muchísimas más.


Referencias:
Charla de Philippe Benoit
Mejores escenas de la película Intensamente
La neurociencia de las emociones

miércoles, octubre 04, 2017

El impacto del Apollo 8 en la mirada humana

Nos hemos pasado buena parte de nuestra historia mirando hacia afuera de nosotros. Investigando la materia, en todas sus dimensiones y formas, vivas y no vivas. Incluso nos hemos estudiado a nosotros mismos, como algo allá afuera.

Cuando los astronautas del Apollo 8, en diciembre de 1968, daban la vuelta alrededor de la Luna, cosa que nunca se había hecho en una nave tripulada, a uno de los astronautas se le ocurre mirar y sacar fotos a la Tierra desde esa posición. Esto produce un shock. Fue muy impresionante y sigue siéndolo cuando vemos los videos de esta experiencia.

Nos vimos a nosotros mismos, nuestra casa, esa nave que es la Tierra, con una delgada capa de aire que la rodea, que flota en el espacio, moviéndose a alta velocidad, al parecer hacia ninguna parte.
Y una sensación de fragilidad fue mi impresión. Esta cosa, que tan agresivamente tratamos, con nuestros ímpetus extractivos, maximizadores de rendimientos. No se nos vaya a estropear nuestro espacio vital.
Surge una disposición de mayor responsabilidad, de cuidado, de saber, de saber más de las consecuencias de todo lo que hacemos. Y actuar, tomar acción.
No vaya a ser que …

Esta experiencia del hombre, de poner la mirada en sí mismo, a nivel planetario, explota en una disposición a revertir la mirada en muchos otros aspectos.

Otto Scharmer, en su curso sobre el liderazgo y los procesos de cambio innovativos, fuerza el telescopio que usó Copérnico, lo tuerce, de manera que la mirada sea sobre nosotros mismos.
Y lo que está haciendo Otto Scharmer, así como yo lo veo, es incluirnos a nosotros en el fenómeno y en lo que sea que estamos viendo. Dejemos de mirar la empresa allá, afuera de nosotros, e incluyámonos a nosotros como parte del fenómeno de la empresa. Y el cómo vemos, pasa a ser central.

Si el cómo vemos es central, nuestros niveles de capacitación son relevantes, pero más que ello, el paradigma desde el cual miramos, nuestro nivel de conciencia, también entran en los objetos a incluir e investigar y desarrollar.
Cómo vemos. Esta idea de que “la realidad es”, podría ser una forma de mirar, que podría modificarse por una en que la realidad no es, la creamos nosotros en nuestras conversaciones.

El cómo conversamos empieza a aparecer. La forma de escucharnos, la forma de comunicarnos, nuestras emociones, hasta nuestro cuerpo entra en la mirada indagativa. Y quizás aparezcan cosas de las que poco sabemos, como la intuición, la inteligencia del cuerpo, la sincronicidad y quién sabe qué más. Se de personas con capacidades excepcionales, que hablan de que somos mucho más de lo que nuestra racionalidad nos ha permitido conocer.

La Tierra, nuestra nave, nuestro hogar, apareció en el centro de nuestra mirada.
Y ahora, somos nosotros, la persona que somos, lo que entra también en el foco de nuestra atención y pasa a ser un objeto de estudio, investigación, para ser incluido en todo lo que hacemos e inventamos.

Cual es nuestra naturaleza, nuestras capacidades, nuestro más alto potencial apuntan algunos, nuestro sentido de ser, nuestro sueño.
De qué se trata todo esto, puestos ahora nosotros en el centro, no como individualidades, sino como individuos en un colectivo, incluso planetario.

Apollo 8, el año 1968, nos sigue afectando la manera en que miramos y en que creamos el mundo en que queremos vivir.

Y remata la física cuántica, cuando investigando la naturaleza de la luz, resulta que depende de si hay un observador presente o no. Estamos dentro del campo del experimento, no hay escapatoria.
Nos estamos empezando a fijar en nosotros y a ponernos en el centro de la mirada, o simplemente a ser incluidos en nuestras observaciones de lo que sea y por lo tanto empezamos a ser objeto de indagación profunda.

miércoles, septiembre 27, 2017

Si la realidad no existe y es una producción de la mente humana ...

Que tal si nos planteamos la idea de que la realidad no existe. De que lo que para nosotros parece ser la realidad, no lo es, pues nos hemos venido dando cuenta, que todos ven cosas distintas, en todo momento.

Esto comienza para mi, con un ejercicio en la escuela del coaching, que llamamos del Observador, en que ponemos a un grupo de personas frente a un cuadro; al menos eso es lo que yo hago.
Y les preguntamos, después de un rato de estar mirando, qué ven ? qué se les aparece con lo que ven ? Y siempre ocurre, que hay diferencias; a veces fuertes diferencias.

Estirando esta idea, más la necesidad de encontrar nuevas formas de abordar los mismos temas, como la educación por ejemplo, es que propongo, esta idea, de plantearse como si la realidad no existiera, sino que cada uno la está produciendo, minuto a minuto y la ve, como si fuera algo fijo, que está ahí, incluso, en cierto grado, incuestionable.

Sé realista, escucho decir con frecuencia. O, la realidad ES, como imponiéndome, o yo imponiéndole a alguien, algo.
Esta idea de realidad sirve entonces como un mecanismo de imposición, como un mecanismo de dominio.
Bueno, esto ya Humberto Maturana lo había dicho.

Si la realidad no existe, lo que existe es un constructo personal y colectivo, del que más vale hacerse cargo, o hacerse responsable. Esa cosa que llamamos realidad, que no es lo sólida que pensábamos, la estamos produciendo nosotros mismos. Por lo tanto es bastante líquida.

La verdad, en general tiene mucho que ver con nuestra idea de realidad. Si no existe la realidad, en que queda la verdad ? Tampoco existiría. Es una elección personal; una opción, podría decirse.

Cuando decimos, esto está científicamente demostrado, es real y además es verdad.
En mi experiencia con la ciencia, partiendo con la Tabla Periódica, en mis estudios en Ingeniería Química, recuerdo que un profesor me dijo que nunca nada de todo aquello se había visto, sino que más bien funcionaba.
Podríamos concluir, que las verdades de la ciencia, más bien funcionan relativamente bien, que decir que tiene el carácter de realidades.

Y para terminar, la pregunta por qué ES algo, queda dando botes entre estos planteamientos de la liquides de la realidad y la verdad. La verdad (me estaré pisando los pies ?) es que la pregunta por el SER de algo, pierde mucha fuerza.

Y todo se desestabiliza y queda en nuestras manos y de acuerdo a nuestra capacidad de diseño y construcción.

Sospecho que un cambio de este tipo es revolucionario y podría afectar la forma en que abordamos el tema de la educación.
Las personas, como peones de otros que nos dominan desde la objetividad, como decía Maturana, o como potenciales co-creadores de mundos, que según nuestro desarrollo y capacidades, la realidad que seremos capaces de construir.

miércoles, septiembre 13, 2017

El mundo de las AFP presentado en simple para tus decisiones de ahorro

La siguiente generación trae cosas nuevas, a veces sorprendentes, a veces de alto impacto.
Vengo de conversar con Gonzalo Reutter, hijo de mi gran amigo Andrés, quien emprende con una aplicación, un sitio web, en donde te pone "en simple", tus decisiones de inversión en AFP.

Gonzalo me explica las dos variables que hay que mirar: la comisión mensual que hay que pagarle a la AFP y la rentabilidad que esa AFP está logrando para tus fondos de jubilación.

Claramente, para Gonzalo los números conllevan emociones. Es rápido para hacer cálculos, anualizar cifras y hacer comparaciones. Tiene claro que existen diferencias relevantes en costo que los ahorrantes no están considerando al momento de elegir AFP. En los quintiles de menores ingresos esa plata es extremadamente relevante y por desconocimiento millones de trabajadores están pagando más por menos.

Le cuento cuanto yo me preocupé de mis ahorros previsionales, que siempre fue cercano a la nada misma. Y hoy recibo una jubilación, nada de mala, parece que por pura suerte. Y no quiero saber, le digo, las cosas que podría haber hecho y cuanta plata y pensión tendría hoy, si hubiera actuado .. con información, en forma responsable y todo eso.

Gonzalo me dice que el tema de las AFP, es simple. No así el caso de las Isapre, en que si uno se mete un poco, la complejidad emerge. En el caso de las AFP, la cosa es simple.

Y lo que él está haciendo, es ponerte una interfaz simple, con acceso a toda la información relevante, de manera que con unas simples interacciones con tus datos, puedas evaluar en dos patadas, qué te conviene.

Gonzalo Reutter
Ha desarrollado y está ocupando unas herramientas que se llaman web scraping, para acceder a los sitios web de las AFP, extraer de ahí toda la información relevante, cargarla en sus propias bases de datos y desde ahí opera.
Nadie lo había hecho.

El único problema es que sales de conversar con él con serias dudas respecto de tus propias decisiones históricas y actuales sobre tus decisiones o falta de ellas.
Gonzalo te lo está haciendo fácil, poniendo a tu disposición una aplicación, una app, que en forma informada, te facilita informarte, evaluar y tomar tus decisiones. Qué más se puede pedir ?

Gonzalo tiene 36 años, es casado y tiene un hijo. Estudió cinco años de medicina, por lo cual es Licenciado en Medicina. Y luego estudió la carrera completa de Ingeniería Civil Industrial en la UC. Trabajó con su padre en una metal-mecánica, luego se fue seis meses a Japón mientras su mujer hacía un postgrado allá y aprovechó ese tiempo para avanzar con este proyecto. Viene llegando, se podría decir.

Tiene un socio que es Felipe del Sol, que se dedica a otro emprendimiento, mientras Gonzalo se dedica tiempo completo a este. Conversan mucho y van juntos a las reuniones más importantes. Estas son a grandes empresas, que estén interesadas en promover decisiones informadas de su personal al respecto.

Gonzalo me muestra los números si los chilenos decidieran ahorrar en la AFP que les conviene 2.700.000 trabajadores subirán su sueldo en promedio $5.000 al mes

Le quita el sueño a Gonzalo porqué la gente decide tan mal qué hacer con su plata. Y su misión es educar a la gente para que elija bien. Y no está en contra de las AFP.

Gonzalo escribió este artículo que tituló, Gran oportunidad: 280 millones de dólares pueden pasar de las AFP al bolsillo de los chilenos en los próximos 12 meses, si mueven sus fondos de jubilación a mejores condiciones en otras AFP.
Mayor ingreso mensual y mejor jubilación, si le dedicas un tiempo, que EnSimple,cl te lo hace fácil.

Y otro artículo titulado, Las AFP en que nadie debiera ahorrar.

Para terminar, pasa a ver su sitio en ensimple.cl.

sábado, septiembre 09, 2017

El escuchar según Byung-Chul Han

Escuchar para Chul Han, no es un acto pasivo. Se comienza por dar la bienvenida al otro, con amplia apertura a su otredad. Luego atiendo a lo que dirá. Escuchar es un acto de generosidad, es un acto de dar, es una entrega. Y es lo único que le ayuda al otro a hablar, dice Chul Han.

La escucha antecede al habla.
El oyente opera como una caja de resonancia en la que el otro se libera hablando. El silencio del oyente es hospitalario, amigable. El que oye se retira por completo, se vuelve todo oídos.

La escucha puede bastar para sanar.
El oyente no debe hablar, pues el hablar ya serían juicios y equivaldrían a un posicionamiento.
Escuchar es un inhalar que no se anexiona al otro, sino que lo alberga y lo protege.
El oyente se vacía, se vuelve nadie, dice Chul Han.

La pasividad de la paciencia es la primera máxima de la escucha.
El oyente se pone a merced del otro, sin reservas.
Mis palabras, mi juicio, incluso mi entusiasmo, siempre hace que algo muera en el otro.

Y cuando empezamos a no poder escuchar, empieza la muerte del otro.
Los mensajes de Twitter no van dirigidos a una persona concreta.
La comunicación digital me interconecta y al mismo tiempo me aísla. Destruye la distancia, sin generar ninguna cercanía personal.
Sin la presencia del otro, la comunicación degenera en intercambio de información.

Al escuchar, no se produce ningún intercambio.
La escucha es una acción que implica una participación activa en la existencia de otros y también en sus sufrimientos.
La escucha enlaza e intermedia entre personas para que ellos configuren una comunidad.

Hoy cada uno se queda a solas con sus sufrimientos y sus miedos. El sufrimiento se privatiza y se individualiza; no se establece ningún enlace entre mi sufrimiento y tu sufrimiento.

Internet no se manifiesta hoy como un espacio de la acción común y comunicativa. Mas bien, se desintegra en espacios expositivos del yo, en los que uno hace publicidad sobre todo de si mismo.

El tiempo del otro, es el tiempo que le damos a los otros escuchándolos.

Es un error pensar que escuchar es algo que puede hacer cualquiera. Escuchar de verdad es algo que solo muy pocas personas pueden hacer de verdad.

La escucha opera milagros. Hace que a las personas se les ocurran cosas que por si mismos no habrían imaginado jamás.
Que hace que el escuchar de esta forma haga que gente desorientada e irresuelta, sepa de repente qué es exactamente lo que quiere; que personas tímidas, de pronto se sientan libres e intrépidos; o que personas desdichadas y agobiadas, se vuelvan confiados y alegres ?

Se trata de descubrir el tiempo del otro. El tiempo del otro no se somete a la lógica del incremento del rendimiento, lo cual genera una presión por acelerar.
La política temporal neoliberal, elimina el tiempo del otro, que por si mismo es un tiempo improductivo.
Cero tiempo para el otro implica total tiempo para el yo, que viene acompañado de un tiempo dedicado a la producción, que hoy abarca todos los ámbitos vitales y conduce a una explotación total del hombre.

El tiempo del yo nos aísla e individualiza.
El tiempo del otro crea una comunidad. Por eso es un tiempo bueno, dice Chul Han.


Referencia:
Libro La expulsión de lo distinto de Byung-Chul Han
La escucha 2.0